La importancia de hacer retos literarios: 40 obras diversas

Los que me conozcáis o lleváis tiempo leyéndome seguramente ya sabréis que llevo unos cuantos años leyendo a autoras de género de forma consciente (si os preguntáis por qué motivos tomé la decisión de hacerlo, aquí la tenéis. No me juzguéis, podría cambiar y añadir mil cosas a esa entrada de hace tres años, pero creo que los inicios tienen que quedarse como están). Ese "reto" me llevó a empezar a pensar realmente en lo que leo porque en las librerías y en las recomendaciones hay sesgos, y yo en ese momento quería descubrir obras y leer a más autoras de literatura de género.

Pero el tiempo es limitado, así que cada vez me he vuelto más específico a la hora de plantearme nuevas lecturas porque quiero descubrir cosas nuevas y quiero aprender. Quiero leer a voces distintas de la mía y de las habituales. Según Goodreads en My Year in Books, he leído 73 libros durante 2019 (sin contar beteos y lecturas por trabajo) y hace unos días hablé de mis mejores lecturas del año.

De esos 73 libros, 56 son obras escritas por mujeres (un 76,71% del total), 9 escritas por hombres (12,33%), 2 obras por personas no binarias (2,74%) y 6 antologías mixtas (8,22%). Pero mi proposición no era leer autoras, eso ya lo hago "sin querer" (porque en su momento hice el esfuerzo de buscarlas y de preocuparme por ello). Lo que me propuse para este año era leer más obras nacionales que de costumbre (que suele ser un tercio o menos) y de esos 73 libros, 54 son de autores nacionales (74%). Nada mal, ¿no?


En 2020 quiero dar un paso más. Quiero leer más clásicos (del siglo pasado), quiero descubrir más historias de gente racializada y quiero leer a más personas no binarias y transgénero. No porque no las lea, sino porque leo muy pocas. Demasiado pocas para poder leer nuevos enfoques en los mundos, culturas, dinámicas, etc en literatura. Sinceramente no creo que pueda conseguir un porcentaje tan alto como en 2019 con autores nacionales, pero quiero intentarlo, al igual que lo hice con obras de autoras en 2016. Si no leo muchas y quiero seguir leyendo más, tendré los próximos años para hacerlo. Siempre querré seguir aprendiendo y nunca es suficiente. Por eso no dejo de leer a autoras de género, ni a autores nacionales, etc.

Así que sí, estoy proponiéndome un "reto". En esta época la gente suele plantearse posibles retos para animarse a leer otras novelas a las habituales como una proposición más del año y últimamente no paro de ver comentarios negativos sobre esto, incluso sobre los clubs de lectura. Me imagino que pensarán que es una obligación, que leeremos agobiados o que nos quitará tiempo. Y no, al menos a mí no me ocurre. Para mí este reto solo significa leer antes obras que conozco que otras lecturas habituales, y ya está. Eso no quiere decir que no las vaya a hacer, ni que esas obras que antepongo son historias que estén muy alejadas del género de mis lecturas habituales o que no sepa si me van a gustar.
Por poneros un ejemplo, he dicho que quiero leer más clásicos pero eso no quiere decir que vaya a leer Cumbres borrascosas, sino clásicos de géneros que suelo leer como la fantasía o la ciencia ficción. Puede que caiga algún clásico de los que todos conocemos, pero no es lo que me he propuesto. Y así con todo lo demás.

¿Y la entrada ya está? Pues no, quiero que sea útil para mí mismo y para los que la leáis así que quedan dos cosas más. Primero, para los que no estéis interesados en lecturas para "mi reto", desde La Avenida de los Libros hemos creado uno más general que os puede ayudar a quitaros libros pendientes de vuestra pila e incluso descubrir nuevas lecturas. Aquí tenéis toda la información.
Otro reto muy interesante al que voy a apuntarme es al de Javier Miró, ideal para leer novelas de un idioma o un origen diferente al nuestro, autoras, novelas de autores españolas, ensayos...

Si habíais venido porque os interesa descubrir obras escritas por personas racializadas y de gente de culturas no occidentales, algunos clásicos de fantasía/ci-fi y obras de personas transgénero y no binarias, esta última parte del artículo os interesa porque tenéis 40 diferentes. He intentado que hubiese bastantes obras disponibles en español, pero una buena parte están sin traducir o aun no han llegado.


Me encantó leer The Best of All Possible Worlds (El mejor de los futuros posibles) y desde entonces no he leído más historias de Karen Lord. Si bien tengo echado un ojo a otras novelas suyas, añado Unraveling, su última novela (aunque he leido que está estrechamente relacionado con Redemption in Indigo...). Y también Take Us To a Better Place: Stories, antología en la que participa junto a Yoon Ha Lee o Martha Wells, entre otros.
De A Taste of Honey me han hablado muy bien de su prosa y es una pequeña novela de fantasía romántica que me llamó mucho la atención hace tiempo pero que nunca me he animado a leer, ¿qué mejor que este reto para leerla al fin?


El resto de libros son antologías con autoras y autores tanto del colectivo LGBTQ+ como pertenecientes a diversas culturas. A Thousand Beginnings and Endings usan la mitología del este y sur asiático y está llena de autoras como Alliete de Bodard, Cindy Pon, Alyssa Wong o Julie Kagawa.
Afrofuturo(s) es una de las pocas antologías de futurismo africano que tenemos en español, aunque después su lanzamiento han llegado otro tipo de publicaciones. Falling in Love with Honimids es una antología digital que me regaló Carla y la verdad es que quiero leer otra cosa de la autora y ver si mi problema con Ladrona de medianoche fue solo a causa de la traducción.

Por último tenemos New Suns y Mothership, la primera es una antología editada por Nisi Shawl con autoras PoC como Rebecca Roanhorse, Silvia Moreno-García y otras muchas que desconozco. La última es mucho más grande y tiene a estas autoras y a otras más importantes como Jemisin, Beukes, Carmen Maria Machado, etc.


Por fin se publicará Vagabundos, de Hao Jingfang, autora que está en la antología de ciencia ficción china contemporánea Planetas Invisibles (y que ganó el premio Hugo por Entre los pliegues de Pekín). Tengo muchas ganas de leer ambas obras y meterme dentro de la ciencia ficción china actual. Otra autora que ganó el Hugo (aunque a mejor novelette) fue Zen Cho y tengo muchas ganas de leer esa y The Order of the Pure Moon Reflected in Water, que se publica en junio de 2020. Otra novela de fantasía con ambientación asiática que me llamó la atención fue The Empress of Salt and Fortune.

 

En español, me interesan unas cuantas más como El reino del revés (Marie Lu, mayo 2020) que mezcla fantasía con ficción histórica y La sombra del zorro, de Julie Kagawa, autora que he mencionado antes y que quiero leer en formato largo desde la publicación de The Iron Fey.
Por último hay dos obras que me también me han llamado mucho la atención y se especula que llegarán en castellano: The Poppy War, primera parte de una trilogía que mezcla fantasía adulta y ficción histórica, y Dragon Pearl, novela juvenil de Yoon Ha Lee que mezcla fantasía y ciencia ficción perteneciente al sello editorial con el que Rick Riordan se dedica a difundir obras juveniles de mitología y ownvoices.


Mi definición de obra clásica quizá no sea la correcta, pero sí que es verdad que las autoras que hay aquí son un ejemplo de ciencia ficción en diferentes países. Desde Crononauta han reeditado Consecuencias naturales, de Elia Barceló y también van a traducir relatos y ensayo de James Tiptree Jr. en una obra con el nombre Una mirada a Alice Sheldon. De Tiptree no ha habido casi ninguna traducción reciente y quiero leerla con esta y con A diez mil años luz. 
Dos obras que no conocía hasta hace unos meses son Lengua materna, de Suzette Haden Elgin, distopía feminista en la que se explora el lenguaje en ciencia ficción y llegará próximamente en catalán después de estar descatalogada desde 1989 en castellano y Mujer al borde del tiempo, obra del 1976 con feminismo y viajes en el tiempo que nos trae consonni por primera vez en nuestro idioma.


Este año quiero leer de nuevo a Octavia Butler con Parentesco, una de las pocas obras traducidas al castellano y localizables que tenemos de la autora. A Ursula K. Le Guin con Los desposeídos, otra autora descatalogadísima a pesar de su gran influencia en la ciencia ficción, con obras de fantasía y ensayos muy destacables. Y también a Joanna Russ con Como acabar con la escritura de las mujeres, obra destacadísima de no-ficción de la autora, pero no llegó en castellano hasta finales de
2018.
La ficción de Russ es casi imposible de encontrar, como la de


De The Black Tides of Heaven. Un(e) autor(e) que sí llegará a España gracias a Kakao Books es Kacen Callender con La hija del huracán, realismo mágico ambientado en el Caribe (si veis otro nombre es porque en inglés está publicada con su deadname). A Phoenix First Must Burn incluye relatos de fantasía y ciencia ficción de varias autoras racializadas que he mencionado en esta entrada y es la última en inglés de esta sección.


Dos obras disponibles en español de futurismo africano son Rosalera, de Tade Thompson, autor que ha ganado diversos reconocimientos al que podemos leer por fin en castellano y Binti: La mascarada nocturna. De Nnedi Okorafor están llegando varias de sus obras poco a poco gracias a Crononauta y Nocturna y yo tengo pendiente está última entrega de Binti (podeis leer mis reseñas de las otras dos novelas cortas aquí y aquí). También pendiente tengo Bruja Akata, obra de fantasía que acaba de publicarse con Nocturna y de la que llevo oyendo maravillas desde hace un tiempo.
Otra obra de fantasía que me ha llamado la atención es Bestias de la noche, obra de Tochi Onyebuchi de la que he leído todo tipo de opiniones y nunca me he animado a leer. En lo que sí coincide la mayoría es su creativo worldbuilding.

Por último, quiero hablar de She Said Destroy, de


Ya he hablado de Zoraida Córdova, Silvia Moreno-García, Rebecca Roanhorse y N. K. Jemisin en esta entrada, así que creo que no necesito introducirlas por segunda vez. Las cuatro me han gustado mucho cuando las leí con su ficción corta, y tengo muchas ganas de leer más obras suyas. De Cordova he escogido Labyrinth Lost, una novela de brujas basada en cultura mexicana y latina. De Moreno-García he escogido Gods of Jade and Shadow, una de sus últimas novelas (¡y tiene mitología azteca, no necesito saber más!).
Con Roanhorse vuelvo a destacar el sello de Rick Riordan porque en 2020 publicará Race to the Sun, novela con la que quiero volver a adentrarme en su mitología navaja con mucha curiosidad por las diferencias que habrá con El rastre del llamp al escribir middle-grade esta vez.
Y de N. K. Jemisin quiero leer especialmente La ciudad que nació grandiosa y otros relatos, una antología con diversos relatos de la autora pertenecientes a varios de sus universos literarios. Próximamente se publicará La ciudad que nos unió y tengo ganas de ver de qué parte esa historia y otras que aún no he podido leer o no han traducido.


Las últimas novelas que aparecen aquí están todas en inglés. Woven in Moonlight, de Isabel Ibañez, es una novela de fantasía juvenil inspirada en la política y en la historia boliviana y recientemente se ha anunciado que se publicará en castellano gracias a La Galera. A Rin Chupeco y Justina Ireland

He seleccionado 40 libros, pero conozco más. Si quereis más lecturas, podéis mirar estas estanterías de Goodreads: not-cis-authors, glbt, poc-authors, classics y no-occidental. (Ahí están tanto libros que he leído como los que no, así que no puedo asegurar al 100% que los recomendaría). 
Y si habéis llegado hasta aquí, gracias por leer el artículo. Si habéis leído otras historias que pueda añadir a este "reto", no dudéis en comentar esta entrada o en decírmelo en Twitter a través de un mensaje privado o mencionándome

¡Nos leemos!

Publicar un comentario

4 Comentarios

  1. ¡Hola! Genial balance. Espero que consigas todo eso que te propones. Ya nos contarás. Un besote :)

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    No puedo estar más de acuerdo con vos. Para mí los retos se suponen que sean divertidos y que te saquen de tu zona de "confort", que te animen a descubrir libros que no te habías planteado leer y ampliar tus horizontes. Aunque también entiendo que haya gente que se agobie demasiado.

    Por ejemplo, antes no solía leer autores latinos, pero desde que me propuse leer al menos cinco por año, descubrí un par de libros que me gustaron más de lo esperado.

    Suerte con tus lecturas, ¡besos!

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar, siempre es un placer hablar de libros y de nuestras opiniones sobre ellos. En el caso que no estés de acuerdo conmigo o con otra persona que haya comentado en la entrada, siempre se puede hablar desde el respeto.

Gracias por tu comentario y visitar la página :)

Emoji
(y)
:)
:(
hihi
:-)
:D
=D
:-d
;(
;-(
@-)
:P
:o
:>)
(o)
:p
(p)
:-s
(m)
8-)
:-t
:-b
b-(
:-#
=p~
x-)
(k)